Reglas de etiqueta y comportamiento en la Escuela

El Taekwondo otorga una importancia muy grande a las manifestaciones de cortesía y respeto.  A continuación se mencionan varias reglas de comportamiento que tal vez no son conocidas por los nuevos estudiantes.  Ellas permiten que nuestra Escuela sea un lugar especial donde reinen el respeto, la disciplina personal y la cortesía.

REGLAS GENERALES EN LA ESCUELA

Los estudiantes que lleguen a la Escuela deberán cambiarse y prepararse para su clase con tranquilidad sin molestar la sesión que se está desarrollando.

Aunque los estudiantes no estén en ese momento en clase igualmente deberán suspender lo que estén haciendo, ponerse de pie y guardar silencio durante los saludos que se realizan al comenzar y finalizar una sesión de entrenamiento.

En todo momento se deberá tener un comportamiento correcto y educado, así como utilizar un lenguaje y acciones que demuestren respeto y cortesía. Recuerde que en una Escuela de Taekwondo no hay lugar para conversaciones ruidosas, lenguaje impropio o comentarios negativos.

Los padres y espectadores invitados se ubicarán fuera del área de entrenamiento y evitarán dialogar con cualquier persona que esté en una sesión de clase.  De esta manera se evita distraer a las personas que están entrenando, lo que podría incidir en el rendimiento e incluso en la seguridad de los alumnos.

REGLAS EN LA CLASE

Los estudiantes deben llegar en hora a su clase. La puntualidad es una parte importante de la disciplina.

Debe colocarse la tarjeta de control de asistencia en el tarjetero correspondiente (recuerde que su tarjeta debe tener una una foto carnet).

Si llega tarde a la clase, deberá esperar en el borde del área de práctica con la mano derecha levantada a que el Instructor constate su presencia y entonces debe solicitar permiso par entrar a la clase.

No se puede entrar o salir de la clase sin autorización. Los estudiantes que deban salir del área de práctica por cualquier motivo durante la sesión de entrenamiento deberán pedir permiso para salir al Instructor y luego deberán pedir nuevamente autorización para entrar.

Si desea realizar una observación o una pregunta durante la clase levante la mano y espere a que el Instructor pueda dedicarle atención.

Al entrar y salir del área de práctica siempre debe detenerse y realizar un saludo par demostrar respeto.

Recuerde dirigirse a los Instructores y a todos los compañeros sin importar su rango o su edad como “Señor/Señora/Señorita____________”

Debe memorizar el Espíritu Songahm del Taekwondo (o la promesa de Karate for Kids) y aplicarlo dentro y fuera de la Escuela.

Los estudiantes avanzados deben constituir un ejemplo de comportamiento para los nuevos alumnos.

Nunca se debe realizar sparring, ni utilizar equipo de entrenamiento (tablas, protectores, armas, escudos) sin autorización de un Instructor.

El uniforme debe estar siempre limpio y planchado, y se considera un reflejo del respeto del estudiante por la Escuela y por el Arte Marcial.  Debe utilizarse en todas las clases, salvo que previamente se haya solicitado permiso al Instructor.

Las estudiantes deben utilizar una remera blanca debajo del uniforme.  Los estudiantes varones no están obligados a utilizar remera, pero si lo hacen ésta debe ser de color blanco.

Los cinturones deben atarse de modo que los extremos a derecha e izquierda del nudo sean de igual largo.  Siempre deben ser manipulados con respeto, y nunca debe ser dejados en el piso o arrojados en forma descuidada.

La chaqueta debe colocarse de modo que la solapa izquierda quede por encima de la solapa derecha.  La insignia de la STF debe ser colocada del lado derecho.

En la clase no pueden llevarse relojes, collares, caravanas ni anillos.

En caso de necesitar ajustar su uniforme durante la clase, deberá hacerlo de espaldas a las banderas y al Instructor o al compañero con quien esté realizando un ejercicio.

No se puede permanecer calzado dentro del área de práctica, a menos que sea con un calzado para artes marciales aprobado por el Instructor.

Los estudiantes responderán con un “Si, Señor !” fuerte y enérgico a todas las indicaciones dadas por el Instructor.

Quejarse o intentar discutir las indicaciones del Instructor es totalmente ajeno al espíritu del Taekwondo.

Ningún estudiante, sin importar su rango, deberá instruir o corregir a otro estudiante sin el permiso del Instructor.

Se espera que los alumnos se diviertan y que participen en la clase con entusiasmo y dinamismo pero se deberán evitar las conversaciones innecesarias.

Los alumnos deberán esforzarse al máximo en su rendimiento, pero recuerde antes de la clase informar al Instructor de la existencia de cualquier malestar o problema de salud.

Es importante que los padres informen a los Instructores sobre cualquier problema que pueda afectar el comportamiento o el rendimiento de los niños en la clase (cansancio, enfermedades, problemas familiares, etc.).



Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

A %d blogueros les gusta esto: